Estás aquí
Bien entrenados para un futuro seguro Alta Relojería 

Bien entrenados para un futuro seguro

Bien entrenados para un futuro seguro

Bien enttrenados para..

Un nuevo año de entrenamiento comienza en A. Lange & Söhne
En todo lo largo y ancho de Alemania, miles de espacios para estudiantes quedarán
vacantes de nuevo este otoño. Se ha vuelto cada vez más difícil para muchas empresas
el reclutar candidatos adecuados. El CEO de A. Lange & Söhne, Wilhelm Schmid se
encuentra encantado al observar el interés creciente en la relojería como profesión.
Un nuevo año de entrenamiento de la marca relojera sajona comenzará para 20 jóvenes
hombres y mujeres. Quienes se iniciarán en los secretos de la artesanía relojera de
Lange durante un periodo de tres años. Además, dos aprendices fueron aceptados
para adiestrarse como fabricantes de herramientas.
Una bata blanca con el sello de A. Lange & Söhne será obligatoria -desde el primer
día-. Durante los siguientes tres años, los seis hombres y las catorces mujeres que
ingresarán a esta eminente manufactura el 25 de agosto de 2014 para convertirse en
relojeros profesionales, la usarán todos los días. Aprenderán a ensamblar y reparar
movimiento mecánicos, desde relojes con alarma y relojes antiguos hasta relojes de
bolsillo y modernos guardatiempos. Ellos crearán sus propias herramientas y al final
de su aprendizaje demostrarán sus habilidades al construir un reloj mecánico.

Un año ha pasado desde que aplicaron en competencia para un lugar como aprendices.
Previamente, durante ferias de trabajo y pasantías, los jóvenes han observado de cerca y
han apreciado qué es lo que los relojeros hacen en sus mesas de trabajo. Después de pasar
un examen de aptitudes y comprensión, pudieron firmar sus contratos de empleo en
enero de 2014 y después se enfocaron en sus exámenes de finales de curso. Este enfoque
de planeación de largo plazo es una ventaja para la compañía. El CEO de Lange Wilhelm
Schmid menciona: “Para manufacturar nuestras piezas relojeras altamente complejas,
requerimos de personal calificado. Por ello, es que invertimos en un entrenamiento
propio, que nos permite definir puntos de referencia y fijar hitos en esta profesión”.
Wilhelm Schmid está muy contento con los nuevos aprendices. “Tienen una magnífica
educación y están muy motivados”, agrega. En A. Lange & Söhne, los aspirantes a
relojeros se benefician de excelentes condiciones laborales en un edificio apartado que
les garantizará empleo a aquellos que alcancen el segundo lugar o que sea el mejor.
La escuela interna de relojería de A. Lange & Söhne fue abierta en 1997. Desde entonces,
más de 100 aprendices de relojería, un grabador y siete fabricantes de herramientas
han completado aquí su entrenamiento. Las inscripciones para puestos de aprendiz que
iniciarán en 2015 ya se pueden realizar desde ahora. Las primeras pruebas de aptitud
serán aplicadas en noviembre de este año.

Artículos relacionados

Deja un comentario