Estás aquí
WHISKY DE GLEMORANGIE Actualidad Estilo de vida Lo destacado 

WHISKY DE GLEMORANGIE

DESPIDE EL 2018 CON LO MÁS EXCLUSIVO DE LA CASA DE WHISKY DE GLEMORANGIE.

 

Increíbles momentos marcaron el 2018 y qué mejor que despedir un gran año que con la compañía de seres queridos. Estas fiestas decembrinas, Glenmorangie te invita a celebrar y revivir increíbles momentos acompañado de una de sus más exclusivas ediciones, Glenmorangie Grand Vintage Malt 1989, un whisky único y excepcional merecedor de grandes celebraciones.

Glenmorangie Grand Vintage Malt 1989 es el segundo lanzamiento de la exclusiva y limitada Bond House No.1 Vintage Collection. Tras 27 años de añejamiento en exclusivas y prestigiosas barricas – que alguna vez añejaron vinos de la aclamada región de Côte – Rôtie– el destilado pasa a ser artesanalmente embotellado, sin embargo, no es el tiempo de añejamiento lo que le da la excepcionalidad a esta exclusiva edición, sino que es la maestría y el perfeccionismo que se encuentra detrás del ensamblaje, lo que verdaderamente la define.

Con una limitada producción de botellas, que además se acompañan de un elegante y sutil empaque, Glenmorangie Grand Vintage Malt 1989 es un whisky creado para el verdadero conocedor y amante del whisky, una imperdible edición para todo coleccionista.

El toque sofisticado, elegante, su sabor único y los años de perfeccionamiento, hacen de Glenmorangie Grand Vintage Malt 1989 un trago excepcional para disfrutar y hacer de las celebraciones de fin de año un momento inigualable, acompañado de amigos y familiares y por supuesto, del mejor whisky.

Notas de cata
Aroma: un aroma complejo, con malvaviscos tostados, almendras y una nota a vainilla y dulce de azúcar. El estallo de manzanas asadas junto con frutos rojos, grosella negra y frutas tropicales, seguidas de pan recién horneado, cera de abeja y un poco de humo de madera.

Gusto: Una textura almibarada con una sensación picante al paladar conducen la riqueza de las manzanas al horno, el fudge mantecoso y suaves notas cítricas.

Final: miel, aceite de eucalipto, anís y cuero en un largo final. Un acabado potente que termina con las clásicas especias de madera y las virutas de roble.

Artículos relacionados

Deja un comentario